Por la novedad que supuso su metodología y por lo decisivo de su cuantía, pues condiciona la capacidad de gasto de la que van a disponer las instituciones vascas para ofrecer los distintos servicios públicos a sus ciudadanos y ciudadanas y hacer frente a sus obligaciones laborales y financieras, si te parece, esforzada lectora o lector, vamos a profundizar en este Título en el conocimiento de eso que venimos denominando “Cupo”.

Como sabes ya muy bien, el Cupo es la cantidad que aporta Euskadi para el sostenimiento de las denominadas cargas generales del Estado, es decir, el coste de las competencias que desarrolla el Estado y no la Comunidad Autónoma Vasca. Seguro que si te pido que me nombres alguna de ellas me citarás los gastos de Defensa, los de Asuntos Exteriores, la Jefatura del Estado, las Cortes Generales, etc. Pues muy bien, porque has acertado. Son ésas y muchas otras más.

Para que conozcas mucho mejor toda esta materia, uno de los núcleos del actual Concierto, vamos a tocar los puntos siguientes:

5.- El cálculo de la cantidad a pagar al Estado: el Cupo Bruto

6.- Las Compensaciones a recibir del Estado

7.- El tratamiento del Déficit Público

8.- El llamado “Cupo Líquido”

9.- Otros ajustes en la cantidad a pagar al Estado

10.- El líquido final a pagar al Estado

11.- ¿Cómo se realiza la liquidación definitiva del Cupo?

12.- ¿En qué consiste la actualización anual del Cupo?

 

El cálculo de la cantidad a pagar al Estado: el Cupo bruto

¿Por qué se paga al Estado?

Como sabes, la Comunidad Autónoma Vasca y la Comunidad Foral Navarra son las únicas que poseen una Hacienda propia y que tienen reconocidas, como también conoces, las facultades de “mantener, establecer y regular el régimen tributario”, según disponen el Estatuto de Gernika y el propio Concierto y, además, todo el resto de facultades fiscales: recaudar, exaccionar, gestionar, inspeccionar, etc. todos los impuestos en su propio territorio.

Con lo que recaudan las Haciendas Forales y con otras fuentes de ingresos, las instituciones de Euskadi desarrollan sus propias competencias (Educación, Sanidad, Servicios Sociales, Seguridad Ciudadana, Carreteras, etc.). Pero hay otra serie de servicios públicos que desarrolla el Estado y, como supongo te parecerá lógico, algo habrá que pagar por ello. Ese “algo”, que te aclaro que es una cantidad importante, es el llamado “Cupo”.

Ya sabes que la Comunidad Autónoma del País Vasco tiene la obligación de contribuir con un determinado porcentaje –el 6,24% establecido en la negociación cerrada el 29 de diciembre de 1980 y que hoy todavía se mantiene– al sostenimiento de todas las cargas generales del Estado, como acabo de apuntarte en la pequeña introducción de este nuevo Título en el que estás ya inmerso.

¿Qué son las cargas generales del Estado?

Se engloban en lo que se denominan cargas generales del Estado dos categorías diferentes de competencias ostentadas por la Administración Central:

  • Aquellas competencias exclusivas del Estado, que nunca serán transferidas –Defensa, Asuntos Exteriores, Cortes Generales, Casa del Rey, Tribunal Supremo, Tribunal Constitucional, etc.–. Como ves, son las que te invitaba unas líneas antes a que trataras de identificar y seguro que lo has hecho muy bien.
  • Aquellas competencias que, aun estando reconocidas a la Comunidad Autónoma del País Vasco, de acuerdo con lo que dispone su Estatuto de Autonomía, no han sido formalmente transferidas a la misma.

Este Título no termina aquí. Si quieres continuar su lectura puedes hacerlo online o descargártelo en pdf.  Elige a continuación la opción que prefieras:

Si te ha gustado este contenido ¡Compártelo!

indicecompleto

ActualizacionesObra

Política de privacidad de datos